Pasar al contenido principal

"Estar encerrada tres meses no es nada fácil y el primer día que salí tenía hasta miedo"