200 voluntarios luchan contra el brote de cólera en Camerún | Plan Spain Pasar al contenido principal

200 voluntarios luchan contra el brote de cólera en Camerún

7 Septiembre 2010

200 voluntarios formados por PLAN, la Cruz Roja y las autoridades sanitarias regionales se encuentran en el terreno ayudando a las comunidades a luchar contra la epidemia de cólera en Camerún.

Hasta la fecha, 17 de los 28 distritos de la región norte del país están afectados por la enfermedad, que ya ha provocado 300 muertos y cientos de infectados.

La epidemia se ha propagado a más de 310 comunidades en las áreas de Mokolo, Koza, Mogode, Soulede, Roua, Bourha y Hina. Los voluntarios enseñan a la gente cómo llevar a cabo una higiene adecuada, las causas de contagio y cómo prevenirlo.

Enfermedad y superstición

Abdou, uno de los voluntarios, explica: ?El líder religioso en mi pueblo dijo que todo el mundo se mantuviera alejado de los campos debido al riesgo de contraer el cólera. Nadie ha ido al campo en dos semanas. Mi vecino y toda su familia, a pesar de ello, han muerto debido al cólera?.

La superstición está creciendo en las comunidades y se incrementa al mismo ritmo que crece el número de muertos por cólera. Maïrama, que lidera un grupo de tres voluntarios, señala: ?Hasta el momento, lo más duro es tratar de cambiar su concepción sobre determinados temas. Por ejemplo, algunos creen que el cólera solo puede afectar a los hechiceros y que estás a salvo si no lo eres?.

Medidas higiénicas y educación

Pero las sesiones de formación han eliminado cualquier duda que los voluntarios pudieran tener y han hecho posible que sean capaces de educar a otras personas sobre las causas de la enfermedad.

También han aprendido las cosas más importantes que hay que hacer para prevenir la propagación de la epidemia: usar las letrinas, lavarse las manos con jabón y cocer el agua antes de su uso.

PLAN en acción

El equipo de PLAN también ha distribuido productos desinfectantes y ha incrementado la concienciación y los consejos a las mujeres para que no utilicen los ríos en sus tareas del hogar y así asegurarse que los niños y niñas, que representan el 40% de la población en Camerún, no estén expuestos a contraer la enfermedad.

Christophe Mvogo, director de Programas de PLAN en Maroua, apunta: ?Es importante aumentar la concienciación en las comunidades donde se encuentran las mayores tasas de mortalidad . La gente necesita tener acceso inmediato a la higiene y a puntos de agua limpios y es imprescindible que existan letrinas para evitar los contagios?.