Empeora la situación de la infancia egipcia en medio del conflicto | Plan Spain Pasar al contenido principal

Empeora la situación de la infancia egipcia en medio del conflicto

23 Agosto 2013
Plan Internacional advierte que cada vez más niños y niñas están en riesgo de convertirse en víctimas de la creciente violencia política en Egipto.

21 de agosto de 2013. Plan Internacional advierte que cada vez más niños y niñas están en riesgo de convertirse en víctimas de la creciente violencia política en Egipto.

El subdirector de Plan internacional en Egipto, Ayman Sadek, ha hecho un llamamiento a la tranquilidad instando a ambas partes del conflicto a mantener a los menores alejados de las manifestaciones políticas y de las zonas de peligro: "hay menores entre los fallecidos y heridos tras el estallido de la violencia y nos preocupa la posibilidad de que muchos más puedan sufrir el mismo destino. También nos preocupa el impacto psicológico que ser testigo de tales enfrentamientos pueda tener en la infancia".

Miles de niños y niñas se han visto involucrados en contra de su voluntad en enfrentamientos violentos desde que el mes pasado el ejército derrocase al presidente Mohamed Morsi. Hay muchos menores en las manifestaciones y en las zonas de conflicto susceptibles de ser víctimas de la violencia.

"Tanto los jóvenes como los niños y niñas en Egipto están protegidos por la ley egipcia y por el Derecho Internacional y no deberían ser forzados a formar parte de las protestas. La utilización de menores de 18 años como una herramienta política y su sometimiento a un grave riesgo de muerte o de ser heridos es ilegal", asegura Concha López, Directora de Plan Internacional en España.

"Los problemas sociales que actualmente asolan Egipto han eclipsado la atención de los medios y del gobierno en lo referente a la vulneración que estos actos tienen para la infancia", asegura Sadek. "Con la represión de las manifestaciones pro Morsi por parte del gobierno, es evidente que las vidas de cientos, si no miles, de menores corren un grave peligro".

Los programas de Plan en Egipto han sido afectados por el estallido de violencia. Tanto los niños y niñas con los que trabaja la organización, como el personal de la misma está seguro, pero algunos proyectos en terreno han disminuido su actividad. Se han suspendido todos los viajes por el país, pero aún así se ha advertido al personal de emergencias que evite los puntos conflictivos y tome medidas de precaución para garantizar su seguridad y la de los beneficiarios.

El país se encuentra en estado de excepción, ya que se espera que tengan lugar más protestas en la capital y otras ciudades en los próximos días. Además, se ha establecido el toque de queda en la mayor parte del país.