Malí: Las necesidades de los niños | Plan Spain Pasar al contenido principal

Malí: Las necesidades de los niños

31 Enero 2013
El reclutamiento de menores por parte de los grupos armados, el abandono escolar y la falta de asistencia sanitaria son los principales riesgos a los que están expuestos los menores y sus familias. A pesar de los esfuerzos para asistir a la población afectada por el conflicto de Mali, las necesidades continúan siendo grandes, en especial las de los niños, niñas y familias desplazadas.

Madrid, 30 de enero de 2013 ? PLAN advierte que el abandono escolar y la desnutrición que sufren miles de niños atrapados en el conflicto armado, implica graves consecuencias para el desarrollo del país: brindarles atención debe ser una prioridad para la comunidad internacional.

El Jefe de Respuesta a Desastres de PLAN, el Doctor Unni Krishnan ha visitado el país africano y ha hecho un llamamiento a comprometerse con las necesidades de los niños y niñas afectados y traumatizados por el conflicto. ?Es imprescindible que los donantes reconsideren su postura frente a la crisis humanitaria provocada por el conflicto en Mali y otros países en el Sahel?.

En el marco de la apertura de la conferencia de donantes internacionales en Addis Abeba, que busca recaudar 950 millones de USD para financiar la campaña militar de Mali, Krishnan dijo que el mundo no debe dejar de escuchar a la comunidad humanitaria: ?hemos estado luchando para recaudar fondos para ayudar a casi 400.000 personas desplazadas por el conflicto. Solo pedimos un tercio del presupuesto militar ? 370 millones de USD-, sin embargo, apenas hemos logrado comprometer un 1% del presupuesto humanitario?.

Esta solicitud de 370 millones de USD fue hecha a través un llamamiento oficial de Naciones Unidas. Para Concha López, directora general de PLAN Internacional en España ?la brecha en la recaudación es extremadamente preocupante, y causará dificultades que podrían repercutir en los niños y niñas más vulnerables y en otros que han sido fuertemente impactados por esta crisis?.

La necesidad de activar los programas de Educación en Emergencias para los menores desplazados es inmediata. El reclutamiento de menores en los grupos armados es uno de los mayores riesgos a los que se enfrentan los niños y niñas que han tenido que abandonar el sistema educativo sufriendo además las consecuencias de la hambruna, ya que es en la escuela donde muchos de ellos reciben, al menos, una comida al día.

PLAN calcula que actualmente 660.000 niños están en riesgo de desnutrición por el conflicto de Mali. Se espera que el estado actual del conflicto se prolongue, y se pronostica una mayor deserción escolar ante el aumento de los desplazamientos de población y el cierre de escuelas en las ciudades donde la Sharía se impone.

En 2012, cuando el enfrentamiento contra los insurgentes aún no había comenzado, la Organización de Naciones Unidas alertaba que el 80% de los niños y niñas malienses que vivían en el norte del país ?donde se han atrincherado los grupos armados-, no tenían acceso a la educación.

La asistencia de PLAN se extiende en Mali

El trabajo humanitario que se había reducido en las últimas tres semanas por la inseguridad y la restricción de movimientos comenzará a reanudarse ahora. Por su parte, PLAN está aumentando su operación humanitaria en siete localidades de la región de Segú, incluyendo Diabaly.

Al recibir una autorización de seguridad, PLAN también expandirá sus operaciones hacia el norte. La asistencia ya está siendo entregada a los vecinos Níger y Burkina Faso, donde hay al menos 100.000 refugiados en campos cercanos a la frontera.

?Las raíces de la pobreza de Mali han sido golpeadas. Es necesario comenzar a trabajar en la reconstrucción basada en el desarrollo, y los niños deben ser incluidos en todos los esfuerzos de recuperación?, ha añadido Concha López.

La oficina de PLAN en España ha puesto en marcha una campaña de recogida de fondos con destino a Mali.

PLAN, organización internacional de protección de los derechos de la infancia, presente Malí desde hace 37 años, trabaja en 36 municipios a través de proyectos en 292 comunidades que benefician a 30.000 niños y niñas. La salud infantil, la educación y alfabetización o el desarrollo de habilidades para la protección de la infancia son algunas de las áreas en las que PLAN centra sus esfuerzos.

¿Quieres contribuir a reducir los obstáculos para alcanzar a los niños y niñas de Mali?