PLAN alerta que más de 30 millones de niñas viven en una situación crítica | Plan Spain Pasar al contenido principal

PLAN alerta que más de 30 millones de niñas viven en una situación crítica

20 Septiembre 2010

Barcelona, 20 de septiembre de 2010.- PLAN, la organización internacional de protección de los derechos de la infancia, ha presentado hoy en Barcelona su cuarto informe sobre la situación de las niñas en el mundo, con el apoyo y presencia de la realizadora Isabel Coixet, y de la periodista Rosa María Calaf. En el acto han participado también el experto en género de PLAN, Edward Abbey, la niña y conferenciante de Bangladesh, Samapti Rami Roy, y el director de Casa Asia, Jesús Sanz.

El estudio, enmarcado en el movimiento Paremos la Pobreza Infantil y en la campaña ?Por Ser Niñas?, que tiene a Iker Casillas como embajador, lleva por título ?Fronteras urbanas y digitales: las niñas en un escenario cambiante?. Este informe internacional es el cuarto de los nueve estudios anuales que PLAN tiene previsto desarrollar hasta 2015.

Su presentación coincide con la Cumbre para la Evaluación de los Objetivos de Desarrollo del Milenio convocada por Naciones Unidas y que está teniendo lugar en Nueva York. Según los informes de PLAN, ?seis de los ocho Objetivos del Milenio no pueden cumplirse si no se realiza una inversión específica en las niñas?.

El experto en género de PLAN, Edward Abbey, presente en el acto, ha ilustrado esta situación: ?He vivido y trabajado para PLAN en dos de las ciudades más grandes del mundo: Dhaka, en Bangladesh, y El Cairo, en Egipto. En los barrios marginales ves cómo las niñas y sus familias viven en una casa de cartón. No hay privacidad, ni seguridad, ni dignidad para las niñas. La situación es aún peor en el caso de las adolescentes que viven en las calles: Todo el mundo abusa sexualmente de ellas, hasta la policía?. Para paliar esta situación, PLAN desarrolla proyectos en 48 países que buscan dar un entorno seguro a las niñas y reforzar sus derechos.

La campaña internacional ?Por Ser Niñas? de PLAN busca atajar la discriminación de género y mostrar que invertir en las niñas y adolescentes es una importante herramienta para el desarrollo. En el marco de la campaña, esta semana se realizan actividades en los 65 países en los que PLAN trabaja, con el fin de pedir que el 22 de septiembre sea nombrado Día Internacional de las Niñas. http://www.porsernina.org

Isabel Coixet se une a la campaña ?Por Ser Niñas?

La directora Isabel Coixet, ganadora de 3 premios Goya, ha querido sumarse también al acto y a la campaña Por Ser Niñas de PLAN con el rodaje de un spot que refleja la dificultad de nacer niña en un país en desarrollo: Hoy en día, como muestran los informes de PLAN, 86 millones de niñas en todo el mundo crecen sin poder ir a la escuela y 10 millones son obligadas cada año a casarse antes de cumplir los 12 años. Además, 140 millones de niñas y mujeres sufren de por vida las consecuencias de la mutilación sexual.

?Creo que el proyecto de PLAN pone el dedo en la llaga en una de las realidades mas vergonzosas de nuestra época. Millones de niñas en el mundo, tan sólo por el hecho de ser niñas, tienen más posibilidades de abandonar antes la escuela, de ser casadas a la fuerza con hombres que les triplican la edad, de ser vendidas como esclavas sexuales. Me adhiero absolutamente a los objetivos de PLAN de mejorar y marcar una diferencia  en la situación de  500 millones de niñas en todo el mundo", afirma Coixet.

PLAN, a través de testimonios y estudios de campo en los 65 países en los que trabaja, refleja la vida y los retos de niñas y adolescentes que viven en las grandes ciudades en un momento crucial en la historia de la humanidad en el que ya hay más seres humanos viviendo en ciudades que en zonas rurales. Los números, además, crecen rápido: la población urbana de África y Asia se duplicará en menos de una generación.

Algunos datos positivos

Las buenas noticias para las niñas y adolescentes que viven en ciudades en los países en desarrollo son:

- Aumentan sus posibilidades de estudio: van a clase entre un 18% y un 37% más que las de zonas rurales.

- Aumenta la edad de matrimonio: en todo el mundo 10 millones de niñas se casarán antes de los 12 años; en las ciudades el porcentaje es la mitad ?en países como Bangladesh el porcentaje de adolescentes urbanas casadas a los 18 años es de un 31%, frente a un 71% de las que viven en zonas rurales.

- Crece la atención médica y mejora la salud reproductiva: la oportunidad de dar a luz atendida por un especialista aumenta entre 2 y 4 veces entre las mujeres urbanas. Además aumenta el uso de anticonceptivos y el acceso a información para la prevención de enfermedades como el SIDA.

Las malas noticias para las niñas que viven en ciudades en los países en desarrollo son:

- Aumenta el trabajo precario: El 75% de las mujeres africanas trabajan en el sector informal. De las niñas menores de 16 años que trabajan, la mayoría lo hace en el sector doméstico, donde los abusos físicos y psicológicos son habituales.,

- La vida en las chabolas aumenta los índices de violencia: una sexta parte de la población urbana mundial vive en chabolas, y entre el 55 y el 70% son mujeres y niñas. El índice de violencia sexual y abandono escolar es el doble de las que no viven en zonas marginales.

- La vida en las calles es especialmente peligrosa para las niñas: 30 millones de niñas viven sin techo. La primera experiencia sexual de las niñas de la calle suele ser una violación entre los 10 y los 14 años. La violencia de género en el transporte público es habitual en países africanos y del Sudeste Asiático.

PLAN trabaja desde hace 73 años para Parar la Pobreza Infantil. La organización internacional  PLAN, fundada en 1937, trabaja en 65 países desarrollando más de 9.000 proyectos de desarrollo comunitario centrado en la infancia. Estos proyectos, en 5 áreas de trabajo ?salud, educación, ingresos, hábitat y participación- benefician directamente a más de 1,5 millones de niños, a sus familias y a sus comunidades. Además, PLAN promueve la capacidad de toma de decisiones de las comunidades y de los propios niños, ayudándoles a que se conviertan en actores activos de la promoción de sus propios derechos.

Los informes de PLAN demuestran año tras año que la educación es la base para permitir a una niña

desarrollar plenamente su potencial. ?Una niña con estudios será una mujer con capacidad para decidir a qué edad y con quién se quiere casar, qué número de hijos quiere tener y qué profesión quiere elegir. La educación es un gran instrumento para luchar contra prácticas como el matrimonio temprano, la mutilación femenina, el trabajo infantil y el tráfico de menores. Porque una niña que estudia será una mujer con capacidad para decidir sobre su vida, es fundamental invertir en ella?, explica Concha López, directora general de PLAN en España.