El monzón trae nuevos peligros para los niños y niñas víctimas del terremoto en Nepal | Plan Spain Pasar al contenido principal

El monzón trae nuevos peligros para los niños y niñas víctimas del terremoto en Nepal

14 Mayo 2015
Las fuertes lluvias, consecuencia de la llegada de la temporada del monzón a Nepal, están trayendo mayores peligros, en forma de deslizamientos de tierra y propagación de enfermedades, para los afectados por los pasados terremotos.
  • Las fuertes lluvias, que han comenzado a caer sobre el país, están trayendo mayores peligros de deslizamientos de tierra y propagación de enfermedades para los afectados por los terremotos.
  • Muchas familias con bebés y niños y niñas pequeños están durmiendo al aire libre, expuestos a un ambiente frío y húmedo.
  • Madrid, 14 de mayo de 2015.- Las fuertes lluvias, consecuencia de la llegada de la temporada del monzón a Nepal, están trayendo mayores peligros, en forma de deslizamientos de tierra y propagación de enfermedades, para los afectados por los pasados terremotos que ha sufrido el país en un periodo de tiempo de poco más de dos semanas.

    Los riesgos se han agudizado después del segundo gran seísmo, ocurrido el pasado 12 de mayo, que obligó a miles de ciudadanos, incluyendo a los niños y niñas, a dejar sus casas y regresar a las calles, según explica la ONG Plan Internacional, que trabaja en la distribución de ayuda en las zonas más afectadas del país.

    La directora general de Plan Internacional en España, Concha López, ha urgido hoy a la comunidad internacional a ?asegurarse de que los niños y niñas y sus comunidades obtengan los recursos que necesitan para sobrellevar la temporada del monzón".

    El miedo al regreso

    El último terremoto ha vuelto a generar miedo en la gente, en aquellos que han perdido su hogar definitivamente y en otros que, conservándolo aún, no se atreven a regresar a él. Según la información de los trabajadores de Plan Internacional en el terreno, muchas más casas y edificios han sido gravemente dañados o destruidos.

    "Los últimos días hemos sufrido fuertes lluvias. Los aguaceros torrenciales estarán aquí con mayor frecuencia en cuestión de semanas", explica Mattias Bryneson, director general de Plan Internacional en Nepal.

    "Muchas familias con bebés y niños pequeños están durmiendo al aire libre, expuestos a unambiente frío y húmedo. La gente sigue en estado de shock y tratando de asumir lo que les ha ocurrido y, cuando el clima cambie, estas comunidades estarán en mayor riesgo a causa de los deslizamientos de tierra y la propagación de enfermedades", añade Bryneson.

    Plan Internacional ha entregado más de 10.000 lonas y cuerdas, esenciales para proporcionar refugios temporales a las comunidades en algunas de las zonas más afectadas de Nepal, incluyendo Sindhupalchowk, Dolakha y Makwanpur.

    "El esfuerzo de ayuda internacional se ha estado recibiendo a través de las comunidades de todo Nepal, pero aún tenemos mucho que hacer. Además de satisfacer las necesidades inmediatas de la gente, estamos comprometidos a ayudar a reconstruir las comunidades a largo plazo", dice Bryneson.

    Colaboración

    Plan Internacional ha lanzado un llamamiento internacional para ayudar a financiar la distribución de suministros de ayuda y socorro. Se han abierto varias vías para que la población pueda colaborar en la financiación de la respuesta a la emergencia, a través del botón de donación al final del párrafo, llamando al teléfono 900 244 000 o enviando un SMS con la palabra PLAN al 38014 o al 28014 para donar íntegramente la cantidad de 6 euros o 1,20 euros, respectivamente, para la emergencia.