PLAN Liberia frena la mortalidad infantil con su programa de asistencia al parto | Plan Spain Pasar al contenido principal

PLAN Liberia frena la mortalidad infantil con su programa de asistencia al parto

7 Julio 2011

Ma Lusu es una de las dos únicas comadronas que existen en la aldea de Sosomoilahun, en Lofa, Liberia. Su población total asciende a algo más de 3.000 habitantes, de los que el 35 % son  mujeres en edad reproductiva. Sin embargo, la aldea  no cuenta con un centro de salud y para llegar al más cercano los pacientes y mujeres embarazadas tienen que caminar siete kilómetros, ya que el transporte público de la zona  es poco fiable. 

La carrera de Ma Lusu como partera comenzó cuando ella tenía 18 años. Ella y su mentor, que tampoco contaba con una formación cualificada, eran las únicas personas en la aldea que atendían a las mujeres embarazadas. En 1993, al poco de empezar este trabajo,  las fuerzas de combate invadieron su pueblo y su  instructor se vio obligado a huir, quedándose ella sola a cargo  de la asistencia materna de Sosomoilahun.  ?Las mujeres acudían a mí para que les ayudara con el parto, incluso sabiendo que mi formación no era completa,  pero era la única esperanza que les quedaba.  Y aunque las cosas generalmente me salían bien, había momentos en los que las embarazadas sufrían complicaciones y no entendía el por qué?, cuenta la partera.

Bajo este contexto, y aunque no hay registros oficiales, Ma Lusu afirma que cada año morían de dos a tres mujeres y alrededor de cinco bebés en su comunidad como resultado de complicaciones durante el parto o previas a él.

Esta situación ha mejorado desde que PLAN, en colaboración con el Ministerio de Sanidad de Liberia, comenzó a desarrollar un proyecto de asistencia al parto cuya finalidad es formar a 30

comadronas de 30 aldeas de la zona, entre las que se encuentra Ma Lusu. A cada participante que termina con éxito la formación se le otorga un kit de parto seguro y pasa a ser denominada ?comadrona cualificada?. Además, son reconocidas por el Gobierno para asistir a los partos del centro de salud más cercano. ?Ahora, gracias a la formación  que PLAN me ha ofrecido, sé cuándo puedo o no asistir un parto y cuándo he de mandar a las madres y a los bebés  a un especialista. Desde que comenzamos con este proyecto, sólo han muerto dos niños al nacer. Disfruto con mi trabajo?, explica Ma Lusu.