Robin Hood pide a Francia que siga defendiendo la Tasa a las Transacciones Financieras | Plan Spain Pasar al contenido principal

Robin Hood pide a Francia que siga defendiendo la Tasa a las Transacciones Financieras

17 Febrero 2011
  • Robin Hood ha entregado hoy en Madrid su flecha al embajador francés y ha ?abierto? la embajada de Francia en otras 17 ciudades invitando al presidente francés a unirse a su banda en apoyo de una tasa contra la pobreza.
  • El ?Día de Acción Global? ha unido a centenares de organizaciones, de 20 países, que han pedido al G20 que apoye dicha tasa.
  • La ?Alianza Tasa Robin Hood? está impulsada en España por Ayuda en Acción, InspirAction, Intermón Oxfam, PLAN Internacional en España, Plataforma por la Salud Global y Save the Children y respaldada por la Alianza Española contra la Pobreza, Greenpeace, Intersindical y el Observatorio de RSC.
  • 17 de febrero de 2011 - Robin Hood

    ha recorrido hoy un largo camino a lo largo y ancho del planeta, con el fin de invitar al presidente francés, que preside el G20 este año, a que siga apostando por una tasa a las transacciones financieras?conocida como tasa Robin Hood-, con la que recaudar fondos para luchar contra la pobreza. En España, el legendario personaje ha entregado en Madrid  su flecha al embajador francés, Bruno Delaye, que la ha recogido  en nombre de Sarkozy. Simultáneamente, en 17 ciudades españolas ha ?abierto? embajadas galas, donde también ha lanzado su flecha para unirse a la iniciativa.

    ?Esta flecha simboliza nuestro convicción de que la tasa Robin Hood, que gravaría tan sólo un 0,05% las transacciones financieras, supondría un cambio decisivo en la reducción de las diferencias sociales, así como en la lucha contra la pobreza y los efectos del cambio climático. Ha llegado el momento de hacer realidad esta propuesta? ha transmitido al diplomático Susana Ruiz, la portavoz de la ?Alianza Tasa Robin Hood?, que organiza la acción.

    Durante el acto, el embajador ha señalado que ?este encuentro es un motivo que me permite recordar que actuar a favor del desarrollo constituye uno de los objetivos de la presidencia francesa del G20. Francia impulsará el debate sobre vías de financiación innovadoras, indispensables para respetar nuestros compromisos en el marco de los Objetivos del Milenio y la lucha contra el cambio climático?.

    Bruno Delaye ha calificado la aplicación de una tasa a las transacciones financieras como ?moral teniendo en cuenta la crisis financiera que estamos atravesando, útil para disuadir la especulación y eficaz para encontrar nuevos recursos para el desarrollo? y ha concluido que ?la batalla será difícil pero llevaremos este combate con nuestros socios y en particular con la sociedad civil?.

    ?Día de Acción Global?  en más de 20 países

    La ?Alianza Tasa Robin Hood?, impulsada en España por Ayuda en Acción, InspirAction, Intermón Oxfam, Plan Internacional, Plataforma por la Salud Global y Save the Children y respaldada por la Alianza Española contra la Pobreza, Greenpeace, Intersindical y el Observatorio de RSC,  se ha unido con este acto al ?Día de Acción Global?, que se ha celebrado en más de 20 países.

    En el marco de la reunión de los ministros de Economía de los países del G20 que se reúnen desde mañana en París, centenares de organizaciones han unido su voz, por medio de la figura de Robin Hood como símbolo de la iniciativa, para  recordar a los líderes internacionales, que hoy en día el 80% de las transacciones financieras no tienen nada que ver con la economía real. Con la aplicación de la tasa Robin Hood se podría poner coto a la especulación y recaudar a escala mundial más de 300.000 millones de euros anuales para luchar contra la pobreza.

    Más información

    Aplicando la tasa a escala mundial:

    • En 17,5 horas de aplicación se cubriría el fondo trianual para la erradicación de la polio.
    • En ocho días, se recaudarían fondos para garantizar educación primaria para los 72 millones de niñas y niños que no van a la escuela.
    • En tres meses y medio, se obtendría lo suficiente para cubrir el coste para la adaptación al cambio climático de los países en desarrollo.