Yadis, Brisa, Shatabdi y Sabina visitan España para representar a las niñas y defender sus derechos

Con motivo del Día Internacional de la Niña, 4 niñas embajadoras de Plan International visitan España para compartir su día a día en Colombia, Nicaragua, India y Nepal y representar a las niñas de sus comunidades.

Con motivo del Día Internacional de la Niña tenemos una visita muy especial, 4 niñas embajadoras de Plan International estarán con nosotros estos días compartiendo su día a día en Colombia, Nicaragua, Nepal e India y el de su comunidad. Descubre la historia de cada una de ellas, grandes defensoras de los derechos de las niñas.

Yadis – Colombia

“Me motiva defender los derechos de las personas, en especial de las niñas, a quienes sus derechos les son vulnerados. Mi idea es empoderar a las niñas dentro del ámbito de participación, ya que desde diferentes espacios, se puede aprender, opinar, coordinar y liderar diferentes procesos y actividades, esto ayuda a su crecimiento como persona, a fortalecer sus valores, y a estructurar su proyecto de vida”, Yadis.

Yadis Xiomara Chocó Mina, es una adolescente de 15 años, es la menor de cuatro hermanos y cursa el grado once de  secundaria. Participa en el proyecto Usa tu  poder para Construir Paz, donde se destaca como una adolescente líder y referente para las niñas de su comunidad y municipio por ser defensora de derechos, especialmente de las niñas, y por sus aportes en la construcción de paz. Ha participado en procesos formativos en los semilleros infantiles, en proyectos como Protejamos Mi Mundo, en temas de protección, participación y gestión del riesgo de desastres, con perspectiva de  género.

Actualmente, hace parte de dos espacios de participación municipal, la Mesa de Participación de Niñas, Niños y Adolescentes, donde se destaca por la defensa de los  derechos de infancia y adolescencia. Recientemente, fue nombrada como presidenta de la Plataforma Juvenil del municipio.

Hace poco tuvo la oportunidad de participar en el Foro “Mujeres, derechos y territorio: impacto de la minería en el territorio y el efecto diferenciado de esta en la vida de las mujeres” organizado por la Secretaría de  la Mujer del Departamento del Cauca y la Comisión Legal para la Equidad de la Mujer del Congreso de la República de Colombia, con una ponencia sobre los impactos de  la minería en la vida de las adolescentes y mujeres de su municipio en donde la minería ha dejado fuertes impactos.

Brisa – Nicaragua

“Primero me daba temor hablar y participar pero luego fui empoderándome y me hizo sentir segura. Si yo tengo miedo como le enseñaré a las otras niñas a no tener miedo, así me decía a mí misma y eso me daba valor y ánimos para ir a reunirme con las niñas pequeñas. Mi vida cambió totalmente, pude conseguir empleo en una radio con un programa educativo, con el cual llevamos el mensaje de basta ya de violencia a las niñas indígenas de las comunidades, ya que también se hace en el idioma mískitu” cuenta Brisa.

Brisa Isela Bucardo Gutiérrez, es nicaragüense y tiene 16 años. Actualmente, cursa el quinto año de secundaria. En el marco del proyecto Girl Power, se formó como monitora de protección comunitaria, nuevas masculinidades, derechos y deberes de la niñez, salud sexual, violencia doméstica e intrafamiliar y comunicación social.

Brisa hace de consejera y apoya a adolescentes y jóvenes que han sufrido violencia. Además, trabaja con el área de consejería del Ministerio de Educación, donde participa en diversas actividades en los centros escolares. Además, realiza un programa de radio, “Zona 90”, que se transmite en Radio Caribe donde promueve el debate sobre temas sociales como prevención del embarazo, violencia intrafamiliar, y salud sexual y reproductiva, entre otras temáticas.

Sabina – Nepal

Sabina Shrestha tiene 17 años. Es una joven activista por los derechos de la infancia en el comité de desarrollo de su comunidad. Está estudiando su último curso. Aunque está estudiando, Sabina no ha dejado de lado su pasión por el trabajo social y sigue colaborando en los programas de Plan International. Se unió a los clubes infantiles de la organización en 2010, cuando estaba en sexto curso.

Estos talleres le hicieron entender el club infantil como un foro de promoción de los derechos de la infancia y se involucró en actividades contra la explotación y el abuso infantil, la violencia de género y el matrimonio temprano forzado. Esta experiencia le motivó a trabajar más por los niños, niñas y adolescentes.

Ahora Sabina trabaja con otros jóvenes, hablando y orientando a otros niños y niñas sobre derechos de la infancia y protección infantil en su comunidad y en las escuelas. También ha participado en obras de teatro de calle contra el matrimonio infantil, la violencia de género y la discriminación de las niñas, como forma de sensibilización comunitaria. Sabina ha promocionado además campañas contra la defecación al aire libre, para la consecución de una comunidad libre de matrimonio infantil y para la matriculación de todos los niños y niñas en la escuela.

Además ha conseguido frenar matrimonios infantiles en su comunidad, ofreciendo protección a las niñas contra esta práctica y contra la violencia de género. Para promocionar el movimiento Por Ser Niña a nivel local, ha participado en la creación de una red de niñas, un equipo de fútbol femenino y animando a las niñas a salir al espacio público y romper los estereotipos.

Ha jugado un papel clave en la organización de eventos comunitarios como el Día del Niño o el Día de la Niña y ha participado en una cumbre regional sobre matrimonio infantil, acercando al público los problemas de niñas en zonas remotas. Con su compromiso y contribución, ha sido elegida presidenta de la red de clubes infantiles de su pueblo. Su trabajo ha ayudado a muchas niñas a ser conscientes de sus derechos y a trabajar por su defensa.

Shatabdi – India

“Yo siempre quería jugar en la calle, pero mi madre me lo prohibía. No podía entender por qué una niña tenía que estar siempre en casa, renunciar a ir a la universidad y ser obligada a casarse tan pronto. Después de unirme al club juvenil de mi comunidad, ahora entiendo la importancia de conocer los derechos de las niñas. Con la ayuda del monitor del club, he participado en muchos talleres y reuniones con adultos y responsables políticos para pedirles que cumplan nuestros derechos”, explica  Shatabdi.

Shatabdi tiene 15 años, se unió al programa “Ciudades Seguras” de Plan International hace tres años, cuando tenía 12 años y no sabía nada sobre los derechos de la infancia o de las niñas. Le interesaron los clubes juveniles, un espacio en el que las niñas podían expresarse sin restricciones y participar en las actividades que más les gustaran. Antes de unirse al club, ella pensaba que las niñas no tenían nada que decir y que su vida siempre dependería de un hombre.

En su comunidad, la mayoría de las niñas abandona la escuela después de ser obligadas a casarse cuando son adolescentes. Plan International India trabaja contra el matrimonio infantil forzado y el abandono escolar desde 2009. También ha participado en las clases de defensa personal organizadas por el gobierno en colaboración con Plan International India, en estudios sobre seguridad en la ciudad y otras actividades del proyecto.

Shatabdi ahora es una joven segura de sí misma, consciente de los problemas de seguridad a los que se enfrentan cada día las niñas, por eso quiere pasar a la acción y formar parte de la solución. A petición suya, su grupo organizó una evaluación de seguridad en la calle que va al instituto de su barrio. También organizaron reuniones con la policía local y consiguieron que hubiera mayor presencia policial frente a la escuela en las horas de entrada y salida. Esta simple medida ha reducido casi en un 90% los casos de acoso que ocurrían cerca del colegio.

Nuestro apoyo a la población de Borena, azotada por la mayor sequía en 40 años

Etiopía está sufriendo la sequía más grave de los últimos cuarenta años. La malnutrición y la falta de higiene por falta de agua trae consigo enfermedades que ponen en riesgo la vida de miles de mujeres y niñas. Desde Plan International, y con tu apoyo, facilitamos el acceso a servicios médicos y de nutrición a más de 25.000 personas en 4 distritos.  Etiopía está sufriendo una de las sequías más graves de los últimos cuarenta años, tras cuatro temporadas consecutivas sin lluvias desde finales de 2020. A medida que aumenta la desnutrición severa y el riesgo de enfermedades transmitidas por beber agua en malas condiciones, se necesita apoyo urgente para garantizar que las niñas, los niños y sus familias tengan acceso a servicios de salud, nutrición e higiene. Sus vidas están en riesgo.  “No sé si tengo palabras para describir las terribles condiciones de sequía en la zona de Borena y cómo está afectando a la población local. Nadie podría haber previsto una sequía tan severa”, dice Yalemwork Tadesse, del equipo móvil de salud y nutrición de Plan International en la zona de Borena.  Yalemwork se unió al equipo en marzo de 2022 como coordinadora del proyecto. “Borena es actualmente una zona gravemente afectada por la sequía, la comunidad se dedica al pastoreo y han perdido casi todo su ganado, que es esencial para su forma de vida.”  La región de Borena es árida incluso en condiciones normales, pero la sequía ha destruido la economía local y ahora también está amenazando muchas vidas. Los índices de desnutrición están aumentando, y un número cada vez mayor de niñas y niños están gravemente desnutridos o sufren emaciación.  En respuesta a la crisis, Plan International ha puesto en marcha un proyecto de salud y nutrición en cuatro distritos -Dire, Dillo, Dhas y Moyale- de la zona de Borena, en la región de Oromia que pretende llegar a 25.000 personas. Colaboramos con 12 centros de salud con la provisión de medicamentos esenciales, suministros médicos y equipos de higiene personal. También estamos apoyando a los profesionales de atención sanitaria con formación adicional.  El proyecto también ha desplegado cuatro equipos móviles de salud y nutrición para prestar servicios de salud materno-infantil en la comunidad que incluyen atención prenatal y postnatal, consultas externas y tratamiento de psicoterapia para problemas de salud mental como la depresión.  Yalemwork dice que siempre que necesita recordar por qué hace este trabajo, piensa en su última visita al distrito de Dillo. “Escuché la historia de una niña de 14 años que llevaba tres días sin comer. En tiempos de crisis, las niñas son las que más

Saber más

Millones de niñas están en riesgo de no volver nunca a clase como consecuencia del hambre

En una crisis alimentaria sin precedentes, la educación de millones de niñas está en riesgo. Las niñas y las mujeres comen menos y en último lugar en los países que se enfrentan a crisis y conflictos, por eso este año muchas no volverán a clase. El abandono escolar conlleva graves problemas para ellas como la sobrecarga de tareas de cuidados y domésticas, matrimonios infantiles, trabajo infantil, migraciones forzadas y explotación sexual.  Los efectos del cambio climático en las cosechas, la escasez de grano derivada de los conflictos y las consecuencias de la COVID-19 están ocasionando la mayor crisis de hambre de la historia.  La escuela es un espacio de protección para las niñas, por ello, al ser las más vulnerables, el abandono escolar supone mayores riesgos para ellas como la sobrecarga de tareas de cuidados y domésticas, matrimonios infantiles, trabajo infantil, migraciones forzadas y explotación sexual.  Salamata, de 9 años, vive en Burkina Faso y nos cuenta: “Ahora, solo como una vez al día. Paso hambre. No tenemos comida, agua ni dónde dormir. No voy a la escuela, solo podría hacerlo si alguien me ayudara. Quiero ser médica para cuidar a mi mamá y a mi papá”.  “La vida se paró cuando comenzó la sequía”, dice Najma, de 11 años, que vive en un campamento de desplazados en Somalia. “Antes teníamos 300 cabras y ovejas, ahora solo tenemos 30. La situación es realmente mala”.  “Como suele ocurrir en otras crisis, las niñas y las mujeres son las que están sufriendo las peores consecuencias. Durante los últimos años se ha producido un retroceso de casi 10 años en los derechos de educación de las niñas, por lo que muchas de ellas no van a poder volver a clase. No van a volver a la escuela”, explica Concha López, CEO de Plan International España.   PLAN INTERNATIONAL ACTÚA PARA MEJORAR SUS VIDAS Plan International cuenta con 60 proyectos en colaboración con el Programa Mundial de Alimentos en 15 países, que atienden directamente a 3,2 millones de personas, principalmente en 4 ámbitos:  La distribución de alimentos.  Transferencias en efectivo y cupones para la compra de alimentos.  Programas de alimentación escolar y suplementación nutricional.  Apoyo a los medios de vida, como la alimentación complementaria del ganado, el suministro de semillas y otros recursos agrícolas.  Toda la información sobre la crisis del hambre, en nuestra web. 

Saber más